sábado, 11 de junio de 2011

A BLAS DE OTERO

He perdido otro día
como quien pierde el sueño,
y voy errando los minutos,
las horas, la mirada,
mientras crece la tarde entre las manos.

En los días así no escribo
por no decir que pierdo
los sueños y la vida,

leo, escucho a Blas de Otero
mientras muere la tarde entre las Hojas.
Digo vivir, susurra,
digo vivir, contesto,

y comienza a girar en mi cabeza
la noria moribunda de Chernobyl.

Digo vivir y pienso
que la noche es muy larga todavía
y hay mucho que decir
sobre sueños perdidos, escuelas en silencio
y ver pasar los días
como si nada.


Safe Creative #1106099427786

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada

Derechos reservados